Estimados hermanos cucuruchos: Somos nosotros los que debemos mantener vivas nuestras velaciones. Recordemos que la Devocion no es solamente para Semana Santa.